El más pintado: Juan Alberto Núñez, por Carlos Terribili

.

Erogasmo I
No importa, digo,
digo que no, que igual seguiré
pensando que voy hacia vos
y sos vos la que está aguardándome
como la mujer que espera a su amante.
Porque voy galopando
sobre cada una de estas palabras
para tomar tus pechos por asalto,
perderme
en la marea salitrosa de tu sexo
y gritar allí
el nombre
del primer hombre o mujer
que ha de darle continuidad
a esta historia.

Juan Alberto Núñez, más conocido en el oeste del Gran Buenos Aires como el Negro Núñez, falleció el 22 de enero de este 2010. Núñez fue uno de esos tantos escritores que no alcanzaron la trascendencia que otorgan las grandes editoriales, aunque su obra puede, sin pudor, estar entre las mejores. Sus libros, publicados en ediciones limitadas y con escasa difusión, abarcaron la novela corta (El títere y Ella) y el cuento (Hay tanta gente que se parece, Contracuentos y El telegrama), género este último en el que fue un verdadero especialista.
.
Coordinó talleres literarios y fue solidario con todos los que alguna vez requerimos su consejo. También supo mantenerse fiel a las convicciones políticas que lo hicieron partícipe de organizaciones y proyectos culturales y sociales.
.
Como curiosidad y muestra de la versatilidad de Núñez, el trabajo que se publica en la parte superior de esta entrada pertenece a una serie de poemas titulada Erogasmo, que fue publicada digitalmente con ilustraciones de Carlos Terribili y Rita Kafetzis. Precisamente a Terribili pertenece la ilustración que acompaña el trabajo publicado arriba, y que a la vez ocupó la tapa de la novela El títere.
.
Para quien desee conocer acerca de Carlos Terribili y leer algo más de Núñez, sólo tiene que cliquear sus nombres.
.

6 comentarios:

Alberto Lago dijo...

Bellísimo poema.

RMC dijo...

Excelente y reflexivo texto,
un placer pasar por tu casa,
que tengas una feliz semana
un abrazo.

Ricardo Rubio dijo...

Mi abrazo de amplio espectro al recuerdo de Juan. Estuve fuera cuando se nos fue. Un hombre, un amigo, una voz realmente entrañable.

Ricardo Rubio dijo...

Me gustaría repetir esta nota, a tu nombre y con el dibujo de Terribili, Agustín, en la red del Grupo Literario La Luna Que, y en honor a Juan. ¿Sería posible? Estas invitado a la red:
http://lalunaque.ning.com

Agustín Gribodo dijo...

Por supuesto que estás autorizado a reproducir esta entrada, Ricardo, más tratándose del Negro Núñez y viniendo el pedido de vos.

viruta dijo...

Enterarse de chiripa de tu ida, profe, es decir dolor.

No haber podido darte mi adiós aunque más no fuera con un pétalo de rosa negra salpicado de rocío sobre tu última morada...

Que nos veremos allá, viejo, no es un deseo sino casi una certeza.